Conference at the UCL University College London

Imagen | Publicado el por | Deja un comentario

Conference at PhotOn 2018 Festival International of Photojournalism

http://www.photonfestival.com/conferencias/

Publicado en charlas, eventos actuales/futuros | Deja un comentario

¿ La libertad de expresión o banalización del lenguaje de odio?

Como siempre, hoy empecé mi día mirando noticias y redes sociales, para ponerse al tanto. Últimamente este ejercicio requiere mucho auto-control y hay que tomar mucha distancia a lo que se lee en redes sociales. A menudo tengo la sensación que los humanos se transformar allí en “seres” sin ningún tipo de control, echando toda rabia, odio y bajeza moral que puedan, sabiendo que les protege una pantalla.

En general evito participar en las conversaciones que se desarrollan en espacios virtuales, diciéndome que, en su gran mayoría, son estériles y no llevan a ningún lado. Pero hay momentos cuando empiezo a pensar que no decir nada significa que no me importa o que estoy de acuerdo. Y no es el caso.

Hoy leí la noticia sobre la sentencia contra los raperos de Sabadell: “tres años de cárcel por cantar”. Una barbaridad. Luego leí un artículo que da más detalles (Washington Post, para evitar cualquier tipo de parcialidad) y que sita algunos versos de las canciones. Parece que los raperos hablan de muerte del rey o de otros políticos y que justifican los atentados y asesinatos cometidos en Pais Vasaco. Busco un poco más de información y me topo con “Death to those pigs” en referencia al rey y otros políticos. Que queda claro: el rey me sobra y muchos otros políticos también, pero no se me ocurriría decir que quiero matarles.

Sigo pensando que tres años de cárcel es una barbaridad, pero me siento por lo menos “incomoda” con este lenguaje violento. Miro la entrevista que dieron los raperos para Washington Post, citando en su defensa casos de otros artistas.  Ahora ya no es cuestion de sentirme incómoda, me rebelo diciéndome que hay limites. Entiendo y comparto la necesidad de expresar desacuerdo o incluso rabia con el sistema, con la injusticia, o por tener un presidente tan horroroso como Trump. ¿Pero mantener que “matar” al dicho presidente en un video clip es una mera expresión de opinión? Yo no souscribo.

Termino mi mañana mirando reacciones en las redes y allí ya me asombro. Las personas que considero valiosas, luchadores por la justicia social y otros, defienden a los raperos en nombre de la libertad de expresión sin reparar en que de este modo, validan el uso del lenguaje de odio.

Hace algunos meses escribí un artículo titulado “Banalización del lenguaje de odio”, el artículo (que podéis leer aquí) empezaba con estas palabras:

“Los europeos modernos me consideran demasiado blanco. Odio a los comunistas… Me divierte quemar la bandera del arco iris… Dime ¿Qué padre aceptaría a un yerno negro? ¿Qué padre dejará su hija a un árabe? ¿Qué padre querría tener una hija lesbiana? Piensa en esto antes de llamarme fascista.”

Es una canción de un rapero polaco. ¿Tengo que aceptarla en nombre de libertad de expresión?

Desde hace algunos años los ultranacionalistas polacos van gritando en sus manifestaciones: “Se colgará a los comunistas en los árboles, en lugar de las hojas” o “A la gentuza roja: se le da una vez con el martillo, otra con la hoz.” Algunos raperos polacos recogen estos lemas, incluyéndolos en sus canciones. ¿Tengo que aceptarlo en nombre de libertad de expresión? Tengo que auto-convencerme que, al fin y al cabo, son sólo palabras y que en realidad nadie quiere colgar ni matar a nadie?

Desde luego tres años de cárcel, decidido por el tribunal español para los raperos de Sabadell es una locura. Pero dejarles cantar como si nada este tipo de cosas es un peligro y no se puede banalizarlo. Porque si aceptamos que lo que cantan es permisible bajo excusa de “libertad de expresión” tenemos que aceptar todos otros cantos también. Y yo me niego.

Me asombra la rapidez con la cual olvidamos que la libertad de uno siempre tiene un limite. Si hoy aceptamos que se usa este tipo de lenguaje en nombre de libertad de expresión, hay riesgo que mañana aceptaremos algo mucho más grave. Da igual quien canta y contra quien, la palabra es siempre el primer paso. Si lo damos, el siguiente será más fácil y una vez en la espiral, no habrá retorno. Como escribí en mi artículo, citando a Meryl Streep: “La violencia incita a la violencia”. Merece añadirse que la banalización del lenguaje del odio tiene sus consecuencias. Ya hemos visto algunos horribles ejemplos de ello en la historia.

Publicado en eventos actuales/futuros | Deja un comentario

La “otra cara” de Barcelona

Barcelona, 2017 (© Hanna Jarzabek)

Barcelona me robó una parte de corazón. Desde el primer momento me enamoré de esta ciudad y cuando vine a vivir aquí, hace ya 9 años, me sentí realmente feliz. Por supuesto los primeros meses eran duros – sin trabajo, sin conocer a nadie, sin hablar el idioma (ni castellano, ni catalán), pero rápidamente conseguí desarrollar mi “circulo” y me construí una nueva vida.

Barcelona me impresionó, por su energía y su vitalidad, por el espíritu de abertura que se respiraba en el ambiente, por la diversidad. Me emocionaba la belleza de sus edificios, mientras que el mar me transmitía una hipnotizante sensación de paz. Me sentía en “mi mundo”.

Con tiempo empece a descubrir todas “otras caras” de Barcelona. Como cualquier ciudad grande, ella también tiene sus caras escondidas; caras de las cuales nadie quiere hablar. Las imágenes que no salen en las tarjetas postales, que se intenta esconder a ojos curiosos de turistas, que se intenta arrumbar al olvido.

Y sin embargo, estas imágenes son presentes y, por desgracia, persisten. Como testigos de una realidad paralela, estas imágenes cuestionan la mayoría de las cosas de las cuales presume Barcelona: el espíritu de avance, la diversidad, la apertura y la acogida.
Porque no se trata de sitios abandonados sin arreglo. Son unas miniaturas de bidonvilles a donde viven inmigrantes sin papeles. Arrinconados, escondidos para que nadie les vea, esta gente intenta construir “su mundo” en condiciones difícilmente imaginables en una ciudad con tanta riqueza. Me pregunto como se sienten cuando salen de sus “cajas” y, pasando por la ciudad, ven pancartas “Refugees Welcome”.

Sigo enamorada de Barcelona, pero ahora mi “amor” es mucho más realista, como se dice en francés es más “terre à terre”. Porque incluso si la quiero y admiro todo lo que me impresionó en esta ciudad en principio, soy consciente que en Barcelona, hay muchas cosas por mostrar y denunciar. Esta imagen es sólo una pequeña gota en el mar.

Publicado en Barcelona, mis reflexiones | 2 comentarios

NOMINEE In 2017 Edition of Photography Grant in Photojournalism

16 years old students during the activities of “Military Profile Classes”; Public High School in Brzeg / Poland

Thrilled to be among the NOMINEES In 2017 Edition of Photography Grant in Photojournalism category with my new project “Patriotic Games” (Poland).

More about the project: http://bit.ly/NomineeGrantPE

Publicado en news | Deja un comentario

Emisión de “Flores de otoño” en la TV3

Mañana el programa “El Documental” del Canal 33 de TV3 emitirá mi documental “Flores de otoño” sobre la homosexualidad de las personas mayores.

Emisión:  http://bit.ly/Canal33_TV3

El documental “Flores de otoño” recibió el tercer premio POY LATAM (México 2015) en la categoría multimedia y la IX Beca Fotografia i Societat (2014). Fue seleccionado como uno de los proyectos finalistas del 19º FotoPres “laCaixa” (2013), en el Festival Internacional de Fotografía FOTONOVIEMBRE 2015 (Tenerife), en el Festival SANTANDER PHOTO 2016 y en el SCAN OFF 2016 del Festival Internacional de Fotografía (Tarragona).

Más información sobre el documental: http://bit.ly/FO_documental_espMás info: http://upisindi.cat/cat/info-catala-espanol-4/

Publicado en news | Deja un comentario

Taller de edición, difusión y promoción de proyectos documentales.

Foto: ©Hanna Jarzabek – Manifestación contra desahucio, Barcelona

Ya empiezaron las nuevas inscripciones para mi taller de edición, promoción y difusión de proyectos documentales. El taller empieza el 02.11 y se divide en 5 sesiones de 3 horas cada una.

¿Acabas de terminar un proyecto o estás a punto y te sientes perdido a la hora de editar? Te preguntas ¿qué salida le podrías dar y cómo preparar tu dossier / presentación de manera exitosa? Este taller te ayuda a resolver tus dudas.

Programa, información y más detalles: https://canbaste.wordpress.com/8789-2/
Inscripción: http://bit.ly/inscripcionCB

Publicado en news, talleres | Deja un comentario

Taking pictures for a pleasure of taking pictures

Foto © Hanna Jarzabek

Hace casi 9 años que trabajo como fotógrafa y foto-periodista freelance. Siempre pensé que estar independiente me da una libertad que no podría tener si trabajaba como fotógrafa de plantilla. Libertad a la hora de elegir temas, sus enfoques y sobre todo el tiempo que les puedo dedicar. Siempre lo vi y lo sigo viendo como una gran ventaja. Pero cada situación tiene sus lados buenos y lados malos y la libertad de freelance tiene su precio. Más allá del agobio económico, de la inseguridad laboral (me temo que los fotógrafos de plantilla también lo tienen) me di cuenta que existe otro precio – el de perder la frescura de la mirada y del placer de fotografiar “sólo” por fotografiar; sin pensar en proyecto, en enfoque, en possible salida que se puede dar al trabajo. Pues aquí está, una foto tomada por puro placer, ya que empiezo otorgarme el lujo de salir con la cámara para disfrutar.

Publicado en articulos, mis reflexiones | Deja un comentario

Imagine there is no country; nothing to kill or die for.

© Hanna Jarzabek Barcelona, 24.08.2017

Estaba fuera cuando los atentados hicieron tambalear la Rambla. Estuve con mi pareja en Gomera, disfrutando de un maravilloso día de vacaciones, caminado por los bosques, cuando de repente nos llego un mensaje de una amiga: “¿Estáis bien?”. Y empiezo un largo e incrédulo recorrido por mensajes, noticias, llamadas. Nos pareció surrealista, aún más estando lejos. Lo único que podíamos hacer es darnos un abrazo; un abrazo logro y silencioso.

Volví hace un par de días y ayer fui por la primera vez a la Rambla. Me pareció aún más surrealista ver todas estas flores, velas, multitud de cosas que la gente deja como señal de un pensamiento, de dolor, de solidaridad. Rambla es la calle más dinámica de Barcelona, la cual intento de evitar, cansada por la multitud de gente que la inunda cada día. Pero ayer, por la primera vez, veía esta multitud con otros ojos.

De cierto modo me sentía agradecida que están allí, que dejan cosas, que demuestran su solidaridad. Vi gente, de todas las edades, que se abrazaba, que secaba lágrimas, que traía flores. Un chico circuló con un pequeño alta voz de mesa, haciendo escuchar a todos la canción “One heart, one love”. Un ambiente especial…

Pero hubo también otra cosa. Una curiosidad mórbida, gente que posaba para fotos, en frente de flores y velas preguntando “¿He quedado bien?”. Algún turista preguntando en ingles “Have you been here when it happened? From which side did they enter?”. Tenía ganas de responder: “De veras, ¿importa de que lado entraron?” Pero opté por irme en silencio.

Me dije que en nuestra sociedad occidental hay cosas que fallan, y muchas; que me queda más y más claro que tenemos que cuestionarnos, parar un rato y reflexionar sobre el mundo que hemos construido; reflexionar sobre nuestra responsabilidad en lo que está pasando. Con más fuerza me digo que a un chaval de 17 o 20 años que este feliz, respetado plenamente y considerado como ciudadano igual a todos, no le pasaría por la cabeza meterse en coche con objetivo de matarse y matar a otros. No lo creo y no lo quiero creer. Si esto pasa, algo no va bien también aquí, en “nuestro lado” y no basta por echar toda la culpa en fanáticos que consiguen sembrar odio. Para que las palabras de odio portan sus frutas, hace falta una tierra propicia en la cual pueden echar raíces.

De ayer, quiero quedarme con la letra de la canción de John Lenon, que vi escrita en muchos rincones de la Rambla y con la cual estoy de acuerdo aún más que nunca:

Imagine there’s no country
Nothing to kill or die for
And no religion too
Imagine all the people
Living life in peace

© Hanna Jarzabek Barcelona, 24.08.2017

© Hanna Jarzabek Barcelona, 24.08.2017

Publicado en Barcelona, mis reflexiones | Deja un comentario

Divagaciones sobre “derechos de imagen”

Foto: © Garry Winogrand

Hace un par de días estuve en Madrid y aproveché para ver algunas exposiciones de PhotoEspaña.

La Fundación Telefónica ofrece un recorrido muy extenso por la historia del desarrollo de la fotografia gracias a la Leica. La exposición permite sobre todo re-descubrir muchos detalles sobre cómo y porque, se desarrollaron diferentes estilos de fotografía desde la Nueva Visión y el foto-reportaje clásico, hasta la fotografía humanista y la fotografía del autor, tomando como punto de partida la aportación y el impacto que la famosa Leica tuvo en cada momento. Por lo tanto, para los que ya están familiares con todos estos temas, es más bien un recorrido que refresca la memoria. Pero a mi, la agrupación de todos estos grandes nombres (Henrie Cartier Bresson, Leonard Freed, Gary Winogrand, Joel Meyerowitz – por nombrar sólo algunos de los que trabajaron sobre todo en la calle – me hizo pensar en los derechos de imagen.

Creo que la gente en Europa desarrolló una relación muy particular con este concepto, muy particular y muy poco coherente. No es raro que, cuando fotografiamos en la calle, de repente alguien se acerca pidiendo que borremos su foto, en caso de que si lo habíamos tomado. Entiendo que pueda molestar, que a veces queremos pasar desapercibidos o que simplemente alguien en un momento dado se encuentra en una situación/sitio que no quiere revelar a nadie. Para nosotros, los fotógrafos, es una situación muy frustrante y muchos por desgracia reaccionan mal, sin saber ni siguiera que en España no se puede fotografiar a la gente en la calle, a excepción de si se trata de una persona publica o que la importancia de la información prevale al derecho individual de imagen. Por lo tanto si alguien te pide a que borras la foto que tomaste de él, lo tienes que hacer y punto.

Para mi es una cuestión de respeto, que va más allá de leyes y obligaciones. Considero que tengo derecho tomar fotos, pero respeto el derecho de alguien de no querer aparecer en ellas. En una situación así, si alguien me lo pide explícitamente, borro la foto.

Pero hay otra cosa a la cual siempre pienso en este tipo de situaciones o cuando voy a ver exposiciones como la que está al origen de este post. Las personas que hoy en la calle nos piden que borremos su foto, ¿ellas nunca fueron a ver exposiciones fotográficas de este tipo? ¿Nunca miraron con admiración, curiosidad, o incluso una cierta dosis de voyeurismo fotos de Cartier Bresson, Joan Colon, Doisneau y de tantos otros? Si lo hicieron, si no tuvieron ningún problema en mirar este tipo de fotografías, ¿hasta que punto pueden exigir hoy a que se respeta SU derecho de imagen?

Una vez estuve en un bar con un amigo muy apasionado por la fotografía. Juntos hemos visto muchas exposiciones, muchas imágenes y pasado muchas horas hablando de fotos. Aquel día tomábamos tranquilamente una cerveza y de repente vi que mi amigo gira un poco la cabeza intentando en mismo tiempo tapar su cara. Me di cuenta que alguien, en otro lado de la sala, estaba tomando fotos. La reacción de mi amigo me sorprendió mucho. Pensé en todas las fotos de otras personas que hemos visto juntos y su actitud me pareció muy poco coherente.

Si todas las personas, captadas en momentos de vida muy variados, hubieran pedido al fotógrafo que destruye la foto, hubiéramos perdido una parte inmensa de imágenes maravillosas. Hubiéramos perdido mucha información sobre como la gente vivía en varios momentos de nuestra historia. Hubiéramos perdido mucha belleza y mucha emoción. Cuando miro las fotografías que Garry Winogrand tomo de las mujeres en las calles de varios ciudades, cuando pienso que todas estas fotos podrían no haber “visto la luz” si ellas hubieran exigido a que se respeta su derecho de imagen, me digo “¡Que suerte tenemos que no lo hicieron!”.

Publicado en articulos | Etiquetado , , | 2 comentarios